Los futbolistas protagonizaron una cadena de protestas el pasado domingo 24 de septiembre contra el presidente Trump, quien pidió que fueran despedidos los jugadaroes que se manifestaran de esa forma

Los jugadores de la Liga Nacional de Fútbol (NFL) Ravens de Baltimore y Jaguares de Jacksonville fueron los primeros en hacerlo este domingo en Londres: se arrodillaron mientras sonaba el Himno Nacional de los Estados Unidos y encendieron así una protesta contra las explosivas declaraciones de Donald Trump, que había pedido despedir a los jugadores que manifestaran con el simbólico gesto.Arrodillarse durante el himno es un acto que inició el jugador de fútbol americano Colin Kaepernick (San Francisco 49ers) el año pasado en protesta por la violencia policial contra los afroamericanos.

A lo largo del día, jugadores de otros equipos siguieron la manifestación en cadena, que incluye que entrelacen sus brazos -incluso con dueños de sus equipos- mientras suena la canción patria.

Por ejemplo, en el juego de la 1 pm los jugadores de Miami Dolphins, junto a su dueño, Stephen Ross, protestaron uniendo sus brazos y algunos pusieron sus rodillas en el suelo. “Unidad”, tuiteó la cuenta oficial en Twitter.

En una serie de más de seis tuits, el Presidente ha criticado duramente a los jugadores: “Si los aficionados de la NFL se niegan a ir a los juegos hasta que los jugadores dejen de faltar el respeto de nuestra bandera y país, verán que el cambio tiene lugar rápidamente”, escribió Trump el domingo. -¡Despido o suspensión! También enfiló sus ataques contra el comisionado de la NFL (Liga Nacional de Fútbol), Roger Goodell, y comentó que con su declaración solo trató de “justificar una total falta de respeto” de los jugadores “a nuestro país”.

Goodell había hecho pública una declaración en la que dijo que esos comentarios “divisivos” de Trump son una desafortunada falta de respeto a los clubs, sus jugadores y a “nuestro gran juego”.Trump recordó además que si los jugadores quieren “tener el privilegio” de seguir ganando millones de dólares, deben dejar de protestar así.En su manera particular de decidir el destino de empleados, tuiteó que “Estás despedido (en mayúsculas sostenidas)” y “busca algo más qué hacer” a quien no muestre respeto a los símbolos patrios.