El Centro Nacional de Huracanes informó el sábado 9 de septiembre que el ojo del poderoso huracán Irma golpeará al suroeste de Florida y Tampa, el domingo 10 de septiembre, aunque todo el estado sentirá los efectos de la tormenta.

El vocero del Centro y meteorólogo, Dennis Feltgen, dijo que mientras Miami no recibirá lo peor de Irma aún podría ver condiciones del huracán potencialmente mortales.

Irma, que dejó más de 20 muertos a su paso por el Caribe y de momento avanza hacia Estados Unidos como un huracán de categoría 4, azotó cuba con vientos máximos sostenidos de 130 mph (215 kph) y se espera que se fortalezca antes de golpear Florida.