Luis Manuel de la Teja Miniondas/FarándulaUSA

Hoy viernes 18 de diciembre es El Día Internacional del Migrante. El Día Internacional del Migrante, no solo es una efeméride, es nuestro principal activo en el exterior, por lo que nuestra prioridad como país, debiera ser hacerlos exitosos en su lugar de destino y empoderar a sus familiares en México

Hay un claro ascenso de los mexicanos en el exterior que en 1990 figuraban entre los cinco grupos de inmigrantes en 23 Estados de la Unión Americana. En 2000, se extendieron a 42 y para 2010 se extendieron a 48, de los cuales en 29 de ellos son la primera minoría. Los mexicanos en Estados Unidos, incluidos los de segunda y tercera generación, contribuyen con 8% del PIB de Estados Unidos.

Los inmigrantes mexicanos son empresarios que generan empleos, 40% de las empresas del Fortune 500 fueron fundadas por inmigrantes de primera y segunda generación. Éstas crean 10 millones de empleos. De acuerdo con un estudio de Partnership for a New American Economy (PNAE), 28% de los negocios creados en 2011 son propiedad de inmigrantes, y emplean a 10% de los trabajadores estadounidenses.

Los mexicanos representan 12% de los inmigrantes dueños de pequeños negocios en Estados Unidos. Alrededor de 570 mil empresas en Estados Unidos, más de 1 de cada 25, son propiedad de inmigrantes mexicanos, y generan anualmente 17 mil millones de dólares en ingresos. Según el Center for American Progress, las mujeres inmigrantes son más propensas a tener su propio negocio que las mujeres nacidas en Estados Unidos, 9% en contraste con 6.5%.

La migración no debiera estar separada de la población, frontera y comercio, sino de manera integral. América del Norte no solo es el motor de la economía mexicana, es la región de mayor concentración de connacionales de una diáspora heterogénea en el mundo.

La Suprema Corte de Estados Unidos, resolvió en 1967 que una persona que se naturaliza como ciudadano estadounidense puede retener la ciudadanía de su país.

Contamos con 2.7 millones de residentes elegibles para su naturalización, sin embargo solo una de cuatro personas nacidas en México se ha naturalizado, esta tasa es muy inferior al 47% registrado por el resto de la población inmigrante, como lo señala el informe del Center for American Progress (CAP) y el Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE), de cómo los Latinos están configurando el futuro de Estados Unidos.

El contenido de la nación mexicana desborda nuestros límites territoriales, extendiendo sus vínculos hacia América del Norte, por eso desde México estamos creando las oportunidades para retener a nuestra gente. Sabemos que lo logrado es claramente insuficiente ante los retos que demanda el dilema migratorio, por eso la importancia de que líderes migrantes y mexicanos en el exterior sumemos voluntades, para hacer de esta nación en movimiento, la fuerza que mueve a México.

Fuente: Miniondas/FarándulaUSA

Foto: diccionarioimagenes