La sazón del corazón

con la Tía Lechis

 

Pixabay

Pixabay

Hola Tía Lechis, fíjate que te tengo que compartir algo que me quita el sueño. Bueno, mi esposo y yo tenemos cinco hijos y claro todos son diferentes pero en ocasiones tenemos problemas porque unos creen que consentimos a unos más que a otros. Pero yo lo único que tomo en cuenta es cómo responden ellos con sus tareas de la escuela o de la casa y con sus responsabilidades. Los grandes ya están en High school y en la universidad y ya sus necesidades y sus peticiones cambiaron y estamos hablando de computadoras, tabletas y autos.

Pixabay

Pixabay

Una de mis hijas me pidió que le sacara una computadora con mi crédito y como ha pagado puntual sus mensualidades, yo la sigo apoyando en lo que me pide pero la otra hija es otra historia. Me hizo la misma petición y me negué porque cuando ella quería sacar su carro habló con su papá y lo hizo que pidiera un préstamo en el trabajo, prometiendo que pagaría puntual, lo que hasta hoy no ha ocurrido. Mi esposo es quien ahora está pagando el préstamo porque no quiere quedar mal en la empresa y yo no estoy de acuerdo, por eso y por decirle que no le presto mi crédito a mi hija ahora soy la mala. Desafortunadamente mi esposo no ve las cosas así y aunque ellos fallen en esas cosas tan importantes mi esposo no les quiere negar nada.

Hija

Pixabay

Mi querida Amanda gracias por compartirnos con tanto detalle tu situación familiar. Fíjate que ya van varias personas que me comentan algo muy parecido a lo que tú nos cuentas. Debo ser contundente y decir que no hay forma de que dando y dando lo que sea que los hijos pidan, sin que ellos respondan con su responsabilidad, se pueda ir por buen camino. El egoísmo, la falta de agradecimiento y reconocimiento a los padres es lo único que se obtiene actuando así con ellos. Siéntate con tu esposo y pídele que observe fríamente el resultado de los dos casos que tienen en casa y que él reconozca que no les ayudan a sus chicos asumiendo las responsabilidades que ya son de ellos y afuera en la calle, en la vida es el mismo orden y ahí tarde o temprano van a tener duros problemas.

 ¿Te suena familiar? ¡Escríbenos! latialechis@miniondas.com

 

 

Receta

 

Pixabay

Pixabay

Esquites

 

Ya con un poquito de frío se antojan cosas calientitas, por eso hoy nos vamos a dar a la tarea de preparar unos deliciosos esquites, que no son otra cosa que elote desgranado que se pone a cocer con suficiente agua y un trozo de cebolla. Cuando suelte el hervor se le puede agregar un poco de epazote y sal. Se deja hervir a fuego medio hasta que estén cocidos los granos de elote y para el final hay quienes gustan de poner un poco de sazonador en polvo, de ese para hacer los guisados, se apaga y listo. Se retira la cebolla y el epazote y se sirven con un poco de mantequilla, limón, chile piquín y se espolvorea queso añejo.

Theyucatantimes.com

Theyucatantimes.com

 

¡Anímense a prepararlos!