No deje que sus celebraciones
del Día de Acción de Gracias se hagan humo

Los descuidos u olvidos al cocinar, las freidoras de pavo y los enchufes sobrecargados son algunos de los peligros en el peor día del año en materia de incendios en la cocina.

 

Por Paul Netter

Ya sea que se trate del pavo, los platos de acompañamiento o los pasteles, todos tenemos nuestras recetas preferidas para el menú del Día de Acción de Gracias.

¿Y qué tal una receta para el desastre?

Lamentablemente, también hay una para esto, como lo confirma el aumento casi cuádruple de los incendios que se originan en la cocina durante el Día de Acción de Gracias, el peor del año para estos siniestros.

Jake Heflin, un veterano con casi 20 años de trayectoria en el Departamento de Bomberos de Long Beach, conoce de primera mano cuál es el ingrediente principal del notable aumento de incendios que se originan en la cocina durante el Día de Acción de Gracias, de un promedio diario de 470 a los 1,600 que se registraron en 2017, según datos de la Asociación Nacional de Protección contra Incendios (en inglés, National Fire Protection Association).

«Los descuidos en la cocina son, de lejos, el principal factor responsable de este tipo de incendio y de muertes por incendios«, dijo Heflin, bombero, paramédico, funcionario de información pública y gerente del programa CERT en su departamento. «No nos cansamos de repetir al público la importancia de quedarse en la cocina mientras estén cocinando en la estufa. Si debe alejarse, aunque sea por unos pocos minutos, apague la estufa. Obviamente, también debe quedarse en casa cuando esté cocinando su pavo y controlarlo frecuentemente».

Los descuidos u olvidos a la hora de cocinar, especialmente al freír, son la causa del 31% de incendios, que también abundan el día anterior al Día de Acción de Gracias, según la asociación contra incendios. Los materiales abandonados o desechados les siguen con el 10% de incendios mientras que las fuentes de calor ubicadas demasiado cerca de materiales combustibles representan el 9%.

Sin embargo, los riesgos de seguridad no terminan allí en un día en el que se consumirán alrededor de 46 millones de pavos y los incendios domésticos son responsables de un promedio de cinco muertes, 25 lesiones y $19 millones en daños materiales. Los electrodomésticos y los cables de extensión dañados además del uso excesivo de estos cables también representan un riesgo.

«Los electrodomésticos o todos los aparatos que tengan cables dañados nunca deben usarse y deben cambiarse de inmediato», dijo Andrew Martinez, vicepresidente de Protección, Seguridad y Flexibilidad Empresarial de SCE. «Estos aparatos son un riesgo a la seguridad ya que no protegen contra descargas eléctricas ni lesiones graves e incluso podrían provocar un incendio».

¿Y las freidoras de pavo? La asociación contra incendios continúa recomendando no usarlas y Underwriters Laboratories (UL) se sigue negando a certificarlas.

Mientras tanto, Heflin ofrece otras advertencias y precauciones de seguridad:

¿Por qué se debe usar un temporizador al cocinar?

Heflin: Recibimos una gran cantidad de llamadas debido a alimentos en la estufa, ya sea que a las personas se les olvidó que estaban cocinando o se quedaron dormidas y dejaron la estufa encendida. Nos encontramos con muchas situaciones de lo que llamamos incendios provocados por la comida en la estufa, los cuales se iniciaron cuando la gente salió de su casa o se sentó a mirar la televisión por un rato.

¿Cómo se pueden controlar las llamas en una estufa o en un horno?

Heflin: A veces es posible sofocar las llamas al colocar la tapa sobre la sartén u olla y apagando el quemador. Cuando se trata del horno, lo mejor es apagarlo y mantener la puerta cerrada. También recomendamos utilizar un extintor de incendios con polvo químico seco multipropósito. Lo más importante es no tratar de apagar estos incendios con agua. El bicarbonato de sodio también puede sofocar las llamas.

¿Qué tan importantes son los detectores de humo?

Heflin: Asegúrese de que sus detectores de humo estén funcionando y contrólelos pulsando el botón de prueba para asegurarse de que estén en buenas condiciones. Los detectores de humo salvan vidas, no hay dudas al respecto. Su mayor ventaja es que le ofrecen el tiempo crítico necesario para escapar de su casa. También hable con su familia para establecer un plan de escape si ocurriera un incendio en su vivienda. Y no se olvide de practicar este plan, es importante no sólo hablar sobre el mismo.

¿Qué puede decirme de los niños y la cocina durante el Día de Acción de Gracias?

Heflin: No permita que los niños se acerquen a la estufa. Los niños deben estar a un mínimo de 3 pies de distancia. Asegúrese también de que no se acerquen a los alimentos y líquidos calientes ya que pueden provocar quemaduras graves. Guarde los cuchillos en un lugar seguro y asegúrese de no dejarlos sobre la barra de la cocina al alcance de los niños.