CIUDAD DE MEXICO, 28 julio de 2021  — México ocupa el 2ndo lugar a nivel mundial en obesidad en adultos y el 4to lugar en obesidad infantil. Es decir, 8 de cada 10 mexicanos sufren de sobrepeso u obesidad situación que pueden generar padecimientos de mayor seriedad, sobre todo del sistema cardiovascular. Sumado a que, durante la pandemia, los mexicanos han aumentado un promedio de 8.5 kilos.

Tras numerosos estudios y años de investigación, Laboratorios Columbia, empresa mexicana con más de 70 años en el mercado, importó a México una nueva cepa de probióticos llamada Bifidobacterium Lactis BPL1® que actúa reduciendo la grasa visceral, la grasa que rodea a los órganos internos de la cavidad abdominal, siendo la más dañina y peligrosa para la salud.

Los resultados han demostrado una reducción de la grasa abdominal, disminución del apetito y de los niveles de colesterol, así como el aumento de la adiponectina, (hormona sintetizada por el tejido adiposo que participa en el metabolismo de la glucosa y la oxidación de ácidos grasos). También regula la hormona de la grelina, brindando una sensación de saciedad, a la vez que desinflama y disminuye la circunferencia abdominal.

El único suplemento en México que contiene esta cepa probiótica se comercializa con 10 billones de UFC (Unidades Formadoras de Colonias) por cápsula y cuenta el certificado GRAS (Generally Recognized As Safe) otorgado por la CFDA. Es libre de gluten y no contiene maltodextrina.

El consumo de la cepa BPL1® no requiere receta médica, ni tiene efectos secundarios. Puede ser tomada desde los 5 años, tiene un precio accesible y se encuentra disponible en cualquier farmacia.

Se recomienda una cápsula al día ingerida con alimentos para poder mantener la mayor viabilidad del probiótico debido a la presencia de los ácidos naturales del estómago.

La ingesta de la cepa BPL1® se sugiere por un mínimo de tres meses para obtener los mayores beneficios. Para más información consulta @infoprobioticos.

Fuente: PRNewswire