Luis Arritola Miniondas/FarándulaUSA

Un desmán musicalizado en el que el heavy metal y la música de mariachi son una y la misma cosa

¿Quiénes son, o qué son y de qué se trata Metalachi? Es la pregunta que una numerosa audiencia se hizo al escucharlos en la pasada O.C. Fair 2015. Las respuestas fueron variadas, por ejemplo, ¿un desmán organizado, en el que la música del rock metal se fusiona alquímicamente con la música de mariachi, y de paso Black Sabbath canta canciones de Javier Solís, tequila en mano?

Puede ser. Mientras la pregunta sigue flotando en el aire mezclada con los humos del alcohol, les presentamos a Vega de la Rockha (voz), Pancho Rockafeller (guitarrón), El Cucuy (trompeta), Ramón Holiday (guitarra), Maximilian “Dirty” Sánchez (violín) y Warren Moscow (voz), seis no tan guapos engendros con sex appeal (pero eso sí excéntricos y carismáticos), que recuerdan -según su historia no autorizada- que:

“En una candente noche de verano en Veracruz, lo que empezó como una inocente velada en un cuarto de hotel, se transformó súbitamente cuando siete miembros del pueblo se decidieron crear la más grande banda de metal que jamás ha existido”. Lo del mariachi sigue siendo un misterio, lo importante es que Metalachi había nacido.

Su participación en O.C. Fair dejó a la audiencia más intrigada que confundida; más fascinada que aburrida; más con ganas de saber más de la banda. El momento ha llegado: Este viernes 4 de septiembre en la ciudad de Costa Mesa vuelve Metalachi a arremeter con todos sus instrumentos e indumentaria mariachi-metalera en el Tiki Bar, localizado como los entes noctámbulos ya bien saben, en el 1700 Placentia Ave., Costa Mesa, CA. 92627. www.tikibaroc.com.

Fuente: Miniondas/FarándulaUSA

Foto: Israel González