Serfvicios Miniondas/FarándulaUSA

Jugadores afroestadounidenses del equipo de fútbol de la Universidad de Missouri en huelga por racismo en la universidad

Jugadores afroestadounidenses del equipo de fútbol americano de la Universidad de Missouri iniciaron una huelga y se negaron a participar de las actividades del equipo, hasta que presentara su renuncia el presidente de la universidad, quien finalmente renunció esta tarde. La huelga criticaba la forma en que el presidente Tim Wolfe ha manejado el racismo en dicha universidad, que es mayoritariamente blanca.

En una publicación realizada en Twitter, los jugadores redactaron: “Los atletas de color del equipo de fútbol de la Universidad de Missouri creemos firmemente que ‘la injusticia, en cualquier parte, es una amenaza a la justicia en todas partes’. No vamos a participar de ninguna actividad relativa al fútbol hasta que el presidente Tim Wolfe presente su renuncia o sea destituido de su cargo por la negligencia que ha mostrado ante la experiencia de estudiantes marginalizados».

La medida tiene lugar en el marco de un aumento de las manifestaciones de protesta por insultos raciales y por la aparición de una esvástica dibujada con heces fecales humanas en un dormitorio. Desde hace una semana, el estudiante afroestadounidense graduado Jonathan Butler llevaba a cabo una huelga de hambre y manifestantes acampaban en apoyo a su solicitud de que Wolfe presentara su renuncia. El entrenador y el departamento de deportes manifestaron su apoyo a los jugadores.

El entrenador Gary Pinkel publicó en Twitter: “Estamos unidos. Respaldamos a nuestros jugadores”. El director deportivo Mack Rhoades emitió un comunicado en el que afirmaba que no se llevarían a cabo entrenamientos ni actividades formales del equipo hasta que Butler finalice su huelga de hambre.

Estudiantes de la Universidad de Yale y de la secundaria Berkeley también protestan por el racismo

Por otra parte, estudiantes de todo el país llaman también la atención sobre el racismo presente en las instituciones educativas. El jueves pasado en California, un mensaje racista por computadora provocó que miles de estudiantes abandonaran sus clases en la secundaria Berkeley. El mismo día, cientos de estudiantes de la Universidad de Yale confrontaron al primer decano afroestadounidense de la universidad por lo que califican como un patrón de discriminación en Yale.

Fuente: Democracy Now!

Foto: edegreeusa.com