Donald Trump restringirá la entrada a funcionarios de Venezuela a los Estados Unidos como parte del nuevo veto migratorio (“travel ban”) que también incluye restricciones a Corea del Norte, Irán, Chad, Libia, Siria, Yemen y Somalia, según dijo la administración estadounidense el pasado domingo 24 de septiembre e informó Reuters.

Las nuevas restricciones, que tendrán efecto el 18 de octubre, son el resultado de la revisión del presidente Donald Trump después de que las restricciones originales, que expiraban este domingo, fueran impugnadas en las cortes.

Las incorporaciones de Corea del Norte y Venezuela amplían las restricciones de la lista original, mayoritariamente musulmana. En cambio, las restricciones sobre Sudán fueron levantadas.

La administración puntualizó que las visas que estén vigentes no serán revocadas como resultado de la proclamación, informa AP.

“Mi prioridad número uno es que América sea segura. No admitiremos en nuestro país a aquellos a los que no podamos verificar seguramente”, tuiteó Trump poco después de la publicación del comunicado.

Las restricciones van desde una prohibición total para ingresar hasta impedimentos más específicos, como los que afectan a Venezuela.

El comunicado oficial de la Casa Blanca afirma que las medidas se centran en ciertos funcionarios venezolanos y sus familias.